Quicklinks

-

+

New to FA

+

-

Meetings

+

-

About FA

+

-

For Members

+

-

For Professionals

+

-

EAI

+

-

WAI

+

-

Languages

+

-

Antes de comerse ese bocado (Before You Take That Bite)


lea este folleto y recuerde — hoy tiene una solución

Adictos a la Comida Anónimos en Recuperación (FA) ofrece una solución para todas las formas de adicción a la comida. En FA, muchas personas encuentran el medio para recuperarse de la obesidad, la falta de apetito, la bulimia, y la obsesión con la comida. No hay cuotas ni tarifas; nos mantenemos solos a través de nuestras contribuciones.

Antes de comerse ese bocado, lea este folleto y recuerde — hoy tiene una alternativa. No tiene que salirse de su plan de alimentación. No tema los antojos por las comidas que solía comer, ni los sentimientos de enojo, confusión o fati- ga. Todos sentimos algo así cuando por primera vez dejamos de comer en forma adictiva. Es algo pasajero. Lea este folleto; le ayudará a entrar en acción y recordar. Usted puede abstenerse por hoy, pase lo que pase. Póngase en acción.

Use la Oración de la Serenidad.

Si se siente ansiosa(o) o molesta(o), calma, no se apresure, ore. Pídale a un Poder superior a sí mismo, que le ayude a aceptar las cosas que no puede cambiar, a tener el valor de cambiar las que pueda y que le conceda la sabiduría para distin- guir la diferencia. Repita la oración hasta que se le pasen esos sentimientos moles- tos y recobre la serenidad.

Recuerde que los sentimientos no son hechos.

No importa cómo se sienta: no tiene que comer. Acuérdese de cuán agradecida(o) se sintió al despertar en abstinencia esta mañana. Los sentimientos de malestar son temporeros.

Piénselo detenidamente.

En lugar de permitirse fantasear con el supuesto placer de la comida, deténgase a pensar. ¿A dónde ha ido a parar cada vez. Recuerde la mañana siguiente – la llenura, la fatiga, las náuseas y la aflicción; en mentir y robar para conseguir comida y luego hacer lo posible por estar sola(o) y comerla; el dolor de la lucha por que le sirva la ropa; el despertarse con esos terribles pensamientos de culpabilidad y desesperación.

Practique el sentimiento de gratitud por su abstinencia.

Piense una y otra vez en los beneficios de la abstinencia y lo que le ofrece: estar libre de culpa y de bochorno por comer; tener una estructura para cada día y cada comida;estar libre de las dietas; tener la esperanza de esa nueva vida que ahora es factible.

Comparta la carga con el programa.

Apóyese en el grupo y en la confraternidad de FA. Recuerde que no está sola(o). Hay cientos de personas que son como Ud. y que no están comiendo. Si ellos pueden verse libres de la comida, Ud. también puede. Busque una reunión y asista tan pronto pueda. Busque ayuda.

Haga una llamada.

Llame a uno de los miembros de FA y pida ayuda o deje de concentrarse en sí misma(o) y pregúntele a la otra persona cómo está. Le recomendamos que cada día se acostumbre a hacer varias llamadas a los miembros de FA. Si llega a conocer a otros y se deja conocer de ellos,le será más fácil levantar el teléfono cuando necesite.

Recuerde que tiene que hacerlo “sólo por hoy” o “sólo en este momento”.

Dígase que puede comer mañana si quiere, pero no hoy. Recuerde que vivimos un día a la vez,sólo veinticuatro horas al día. Hoy lo puede hacer.

Recuerde que el Poder que lo respalda es mayor que el problema que tiene delante.

Practique la Fé y la confianza. Recuerde que si ayer pasó el día sin comer, seguramente puede sobrevivir este momento y este día. No está comiendo ahora. Ya ha vivido un milagro. Quítese del medio; suéltese y confíe en el programa de FA.

Recuerde que no está sola(o) y que “siendo abstemios cumplimos un servicio.”

Usted es parte ahora de una confrater- nidad. ¡Puede dar y recibir ayuda !

P.A.R.E.

¿Se siente demasiado Perezoso, Aislado, Re-hambriento, Enfadado? Sea amable consigo mismo. Asegúrese de tomar sus comidas a tiempo — ni muy temprano ni demasiado tarde. Si se siente fatigado o enfermo, descanse más tiempo, duermauna siesta o haga planes para acostarse temprano. Haga una llamada o escriba lo que puede estar molestándole.

Póngase en acción.

FA es un programa de acción. Haga algo que sea lo opuesto a comer: váyase de la cocina, tome una ducha, o dé una vuelta; haga una lista de las cosas por las que se sienta agradecida(o); lea un libro. Déle al programa FA la oportunidad de funcionar. Si usted sigue pensando en la comida, la obsesión persistirá. En cambio, cuando usted hace el 1 por ciento, el programa puede hacer el resto.

Pase lo que pase, no coma.

Siempre hay ayuda y siempre hay esper- anza. ¡Pida ayuda! Ya no está sola(o).

Los Doce Pasos

  1. Admitimos que éramos impotentes ante la comida y que nuestras vidas se habían vuelto ingobernables.
  2. Llegamos a convencimiento de que un Poder superior a nosotros podía devolvernos al sano juicio.
  3. Decidimos poner nuestras voluntades y nuestras vidas al cuidado de Dios tal como Lo concebimos.
  4. Sin miedo hicimos un minucioso inven- tario moral de nosotros mismos.
  5. Admitimos ante Dios, ante nosotros mismos y ante otro ser humano, la naturaleza exacta de nuestros defectos.
  6. Estuvimos enteramente dispuestos a dejar que Dios nos liberase de todos estos defectos de carácter.
  7. Humildemente le pedimos que nos liberase de nuestros defectos. 
  8. Hicimos una lista de todas aquellas personas a quienes habíamos ofendido y estuvimos dispuestos a reparar el daño que les causamos. 
  9. Reparamos directamente a cuantos nos fue posible el daño causado, excepto cuando el hacerlo implicaba perjuicio para ellos o para otros. 
  10. Seguimos realizando el inventario personal y cuando nos equivocamos, lo admitimos inmediatamente.
  11. Buscamos a través de la oración y la meditación mejorar nuestro contacto consciente con Dios, tal como Lo concebimos, pidiéndole solamente que nos dejase conocer su voluntad para nosotros y nos diese la fortaleza para cumplirla.
  12. Habiendo obtenido un despertar espiritual como resultado de estos pasos, tratamos de llevar este mensaje a los adictos a la comida y de practicar estos principios en todos nuestros asuntos.

Los Doce Pasos y las Doce Tradiciones aparecen aquí con la autorización de Alcoholics Anonymous World Service, Inc.

La autorización para imprimir y adaptar los Doce Pasos y las Doce Tradiciones no significa que AA de ninguna manera esté afiliado a este programa. AA es un programa para la recuperación del alcoholismo únicamente. El que se utilicen los Pasos y las Tradiciones con relación a programas o actividades organizadas a la manera de AA, pero cuyo énfasis son otros problemas, no implica lo contrario.

Las Doce Tradiciones

  1. Nuestro bienestar general debe ser prim- ero; la recuperación personal depende de la unidad de FA.
  2. Para el objetivo de nuestro grupo hay una sola autoridad suprema, un Dios amoroso que puede manifestarse en la conciencia de nuestro grupo. Nuestros líderes no son más que servidores de confianza. No gobiernan.
  3. El único requisito para ser miembro de FA es el deseo de dejar de comer de manera adictiva.
  4. Cada grupo debe ser autónomo, excepto en asuntos que afecten a otros grupos o a FA en general.
  5. Cada grupo tiene un solo objetivo primordial: llevar el mensaje al adicto a la comida que todavía sufre.
  6. Un grupo de FA nunca debe respaldar, financiar ni prestar el nombre de FA a ningún servicio relacionado ni empresa externa para que ningún problema de dinero, propiedad y prestigio nos desvíe de nuestro objetivo principal.
  7. Cada grupo de FA debe mantenerse solo por completo y rechazar contribuciones externas.
  8. Adictos a la comida anónimos en recuperación debe permanecer siempre como una entidad no profesional, pero nuestros centros de servicio pueden emplear trabajadores especiales.
  9. FA, como tal, nunca debe estar constituida, pero podemos crear juntas de servicio o comités directamente responsables por las personas a las que FA presta servicio.
  10. Adictos a la comida anónimos en recuperación no tiene opiniones sobre asuntos que no le competen; por lo tanto, el nombre de FA nunca debe ser invocado en confrontamientos públicos.
  11. Nuestra política de relaciones públicas se basa en la atracción y no en la publicidad; siempre debemos mantener el anonimato personal en el ámbito de la prensa, la radio y las películas.
  12. El anonimato es la base espiritual de todas las Tradiciones, recordándonos siempre colocar los principios antes de las personalidades.

¿Qué es FA?

FA es un programa basado en los Doce Pasos de Alcohólicos Anónimos. No se cobran hono- rarios y no se tiene que pesar en las juntas de FA. FA es una organización de individuos, quienes por mutua experiencia y apoyo se están recuperando de la enfermedad de la adicción a la comida.

¿Quién se puede hacer miembro de FA?

Los miembros de FA son hombres y mujeres de todas edades, de los Estados Unidos y de otros países. Algunos hemos sido obesos; otros son personas que no quieren comer; bulímicos, u obsesionados con la comida o su peso y que no hemos podido vivir nuestras vidas libremente. Entre nosotros, se encuen- tran personas que han pesado tan poco como 62 libras, aquellos que han pesado más de 400 libras, y otros que han tenido un peso normal pero estaban obsesionados con la comida y las dietas.

¿En realidad funciona este programa?

Típicamente, los miembros de FA han probado un gran número de soluciones a sus problemas con la comida, incluyendo (para muchos de nosotros) muchos años de dietas y ejercicios. En FA, finalmente hemos encontrado la solución duradera. Miembros de FA han mantenido su peso normal, y han encontrado libertad de la obsesión por mas de veinte años. Entre más miembros nuevos entran al programa, hay más y más personas con cinco o diez años de recu- peración y así el programa continúa creciendo.

ADICTOS A LA COMIDA ANÓNIMOS
en Recuperación

www.foodaddicts.org

Oficina de Servicio Mundial de FA
400 West Cummings Park, Suite 1700, Woburn, MA 01801 USA
tel +1 (781) 932 6300 • email fa@foodaddicts.org

Documentación aprobada por la Conferencia de Servicio Mundial de FA Revisado en agosto de 2012